Consejos para escoger un equipo de protección individual

Haleco | Cómo escoger el equipo de protección individual

Hay trabajos que están expuestos a sufrir más riesgos laborales que otros. No es lo mismo trabajar en una oficina y tener como herramienta un ordenador, que trabajar en un laboratorio en contacto con productos químicos o en el sector de la construcción. En Haleco le damos especial importancia a la protección y la seguridad de las personas y por eso ofrecemos a las empresas los equipos de protección individual que garantizan que el desempeño de las funciones es el adecuado trabajes en el sector que trabajes.

Los EPI, también conocidos como equipos de protección individual, equipan de forma eficaz a los empleados protegiendo su cuerpo y la salud de los distintos agentes externos que puedan ser un peligro. De hecho, la Ley de prevención de riesgos laborales los define de la siguiente forma:

“Cualquier equipo destinado a ser llevado o sujetado por el trabajador para que le proteja de uno o varios riesgos que puedan amenazar su seguridad o su salud, así como cualquier complemento o accesorio destinado a tal fin.”

En este sentido, todo empresario tiene la responsabilidad de proteger a sus empleados adecuadamente para realizar el trabajo de la forma más segura.

También te puede interesar: Por qué es importante la seguridad e higiene en el trabajo

 

 Visita nuestro catálogo de equipos de protección individual

 

Cómo escoger el equipo de protección individual que mejor se adapta a ti

Existen diferentes elementos de protección individual. Es importante valorar y analizar detalladamente las características del entorno donde se trabaja para poder escoger el que mejor se adapta a las necesidades específicas y cumple con la normativa vigente.

A continuación te enseñamos cuáles son los factores que debes tener en cuenta para elegir un equipo de protección individual.

Analiza y evalúa los riesgos potenciales de tu entorno

Deberás analizar y evaluar los riesgos que se puedan dar mientras el trabajador está desempeñando sus tareas.

Los equipos de protección individual se clasifican en 3 categorías básicas (Categoría I, Categoría II y Categoría III) según el tipo de riesgo que este comporta:

  • Riesgos menores o EPIs de Categoría I: Son aquellos elementos de diseño sencillo que protegen a los trabajadores de golpes, choques mecánicos o radiaciones solares. Algunos de los EPIS clasificados en riesgos menores serían las gafas de sol, los elementos que protegen a las personas de los climas adversos aunque no extremos o aquellos que se utilizan para la cabeza.
  • Riesgos graves o EPIs de Categoría II: En este caso, los elementos para el uso individual cuentan con una mayor característica de protección y se utilizan cuando el riesgo de accidente laboral es más elevado. Destacamos en este tipo de nivel, aquellos que no forman parte ni de la categoría I ni de la III. Algunos ejemplos serían las gafas de protección ante proyecciones o las cubrebotas de seguridad.
  • Riesgos mortales o EPIs de Categoría III: Los riesgos de esta última categoría son aquellos que pueden perjudicar gravemente la salud de los trabajadores, incluso provocando la muerte si no son utilizados correctamente. Entrarían en este grupo todos aquellos equipos de protección respiratoria contra gases tóxicos, irritantes o radiotóxicos; o los monos de seguridad encargados de proteger a los trabajadores contra agresiones químicas, por ejemplo.

Cabe destacar que el responsable de señalar la clasificación para cada EPI es el propio fabricante establecido en la Comunidad Económica Europea.

 

Elabora un listado con las características que deben tener tu equipo de protección individual

Tras el análisis, y teniendo en cuenta la magnitud y la naturaleza de los riesgos en el ambiente de trabajo donde se va a utilizar el EPI, podrás elaborar un listado con las características imprescindibles de los equipos y valorar si existen otros factores de riesgo que puedan constituir los propios elementos de protección.

Es obligatorio que los fabricantes de los EPI faciliten los datos sobre el rendimiento del equipo teniendo en cuenta 3 elementos que te podrán ser de gran ayuda:

  • Naturaleza y magnitud del riesgo
  • Grado de protección y nivel admisible de exposición
  • Riesgo mientras se usa el equipo

¿Trabajas ejerciendo el trabajo de soldador? Lee el artículo sobre los equipos de soldadura.

 

Analiza y compara los distintos EPI o equipos de protección individual

Comparar las características de cada uno de los elementos es muy útil para ver si se adecúan de manera total o parcial a las necesidades de tus trabajadores.

Investiga cuáles son los beneficios de cada uno de ellos y qué aspectos deberían tener obligatoriamente, así podrás tener una visión más amplia sobre cuál es el equipo que más te conviene.

 

¿Qué normas tiene que seguir un EPI? Comprueba que sigue la normativa vigente

Por último, aunque no menos importante, debes corroborar que los equipos de protección individual que has seleccionado cumplen estrictamente con la normativa y siguen los estándares de seguridad marcados por el artículo 5 del Real Decreto 773/1997.

Además, todos los equipos de protección deben llevar el certificado CE de manera visible, legible e indeleble durante el periodo que se vaya a utilizar o de vida útil de cada EPI.

Equipos de protección individual

En Haleco somos expertos en equipos de protección individual

Toda prevención es necesaria y aún más cuando se trabaja expuesto a riesgos laborales. En Haleco disponemos de un catálogo de productos destinados a la protección de las personas y, en concreto, a la protección individual de estas.

Si necesitas gafas o guantes protectoresmonos de seguridad o algún otro elemento para garantizar un trabajo seguro, contáctanos y te asesoraremos.

 

Contáctanos y te asesoraremos con los equipos de protección que mejor se adapten a ti

 

Posts anteriores:

by Haléco Iberia

Somos expertos en seguridad, higiene y medioambiente. Ofrecemos los mejores productos en absorción de vertidos, almacenamiento, recipientes, residuos, obturación, protección de las personas, seguridad y ADR. Las mejores soluciones para la contaminación, fugas y vertidos. Contacte con nosotros y pida presupuesto sin compromiso.